PRENSA
PRENSA
 

 
PINTURAS 2006-2008
2003
2002
CURRÍCULUM
Curriculum (English)
Mis aficiones
Album de fotos
PRENSA
COMENTARIOS
ENLACES
imagen

Marcelo Suárez R. msuarez@eldeber.com.bo

Hace diez años, Susy Castro atravesó el Atlántico para mostrar su arte en el Viejo Mundo. Diversas circunstancias y situaciones determinaron que la artista cruceña se ausentara de su tierra y se extrañara su nombre en la movida cultural local. Una década después, siente que es hora de retornar y luego de una década viviendo en España, Castro se encuentra en los trámites para volver a Santa Cruz, a la vez que planifica diversas actividades para continuar en la senda del arte. María Luisa Castro hizo una pausa para recibir a EL DEBER en un domicilio familiar y comentar qué fue de su vida en todo este tiempo que se ‘borró del mapa’.

“En 2002 recibí una invitación para participar de la Euroart en Barcelona (España). Luego de asistir a otras invitaciones y de paso vacacionar en las Islas Canarias, se fueron sumando otras invitaciones y al final terminé quedándome a vivir”, comenta Castro.

Desde entonces su arte se mantuvo en cuanto a temáticas pero, a la vez, fue cambiando en las formas. La figura humana y el estilo surrealista siempre estuvieron presentes en sus cuadros y aunque no varió en los formatos, la tonalidad de su paleta ha sufrido mutaciones considerables, acordes con la amplitud de su mirada. “En su momento me gustaban más los rojos, luego los verdes; es una cuestión cíclica que cambia según la luz que me rodea”, explica Castro, que siempre ha dependido del entorno para dar vida a una obra. “Mis vivencias, los lugares que visito, la tierra donde nací siempre influyeron en mis cuadros. Empecé con paisaje urbano, con las calles cruceñas, las iglesias, las casas y luego la vida de las provincias y la gente de los pueblos”, complementa la artista.

Es de esa forma que la naturaleza viva en sus obras refleja su querencia por la Santa Cruz de antaño. Influenciada por una corriente costumbrista, que tiene a Armando Jordán como uno de sus principales representantes, esa temática acompañó su trabajo durante los primeros años de su carrera desde que, a los 17 años, debutara en una exposición colectiva en la Casa de la Cultura. Eran los años en que compartía espacio con Heberth Román, Carmen Villazón, Ángel Blanco, Ciro Paz y otros referentes de las artes plásticas locales de los años 80.

Luego vino la búsqueda por ampliar los horizontes y conocimientos, inquietud que la llevó a estudiar en Inglaterra. De esa forma dejó la temática paisajística y exploró la figura humana. Se interesó por el desnudo, el cual plasmó en una serie de cuadros que fueron expuestos a su retorno del Reino Unido en 1986. La muestra tuvo una positiva respuesta del público aunque también logró incomodar a la Iglesia católica.



Gestora cultural

Inquieta desde muy joven y preocupada por impulsar la actividad cultural regional, Susy Castro encabezó diversas instituciones ligadas al gremio artístico, como también dirigió galerías de arte y coordinó eventos artísticos en la ciudad. Asimismo, fue encargada de organizar el Pabellón de Arte Boliviano Contemporáneo en Expocruz, que aglutinó el trabajo de una importante cantidad de exponentes de la plástica local. Su intención es, a su retorno retomar este proyecto, para lo cual ya ha comenzado algunas conversaciones con gestores culturales y miembros de la comunidad artística cruceña.

Motivaciones

La artista es enfática al señalar que lo que le llega profundamente es a través de la figura un personaje definido en una composición que puede ser tanto un paisaje como un pequeño espacio. “A mí eso me emociona más que unos cubos o una gotas, el abstracto me llama la atención pero más como práctica del color”, dice. La artista afirma que la pintura costumbrista no ha muerto, pues “aún conserva un espacio importante junto al arte de vanguardia”.

PERFIL

Con alma de pintora
En sus primeros años, Sussy Castro se encaminó por el acuoso territorio de la acuarela dentro del marco del paisaje urbano. En una exposición individual en 1982 presentó 15 obras pictóricas, con la inclusión de motivos y elementos de la arquitectura, callejuelas, frontis, chaflanes que no ocultaban su admiración hacia Mauricio Utrillo, Pizarro y Corot. Durante su formación viajó por América y Europa, a cursar estudios de fotografía y dibujo arquitectónico. Impartió como docente clases de dibujo en el Taller de Arte, donde se contactó con la Asociación Libre de Artistas (ALA) de Santa Cruz, colaborando en actividades colectivas.

Desde 1982 hasta 2001, presentó más de 60 exposiciones colectivas y decenas de individuales. Coleccionistas que poseen su obra se encuentran en Brasil, Japón, Australia, España, Panamá, Italia, Suecia, Francia, México, Panamá y EEUU.
ENTREVISTA EN LA REVISTA ·DÍGITO· BOLVIA. 1999
Imagen
Puedes modificar este párrafo realizando diferentes operaciones con él, como por ejemplo, editarlo, moverlo, copiarlo, eliminarlo...
Imagen
imagen